miércoles, 25 de julio de 2018

¿Libros en las nubes? ¡Bibliotecas voladoras! 🛫


¡Hola, peculiares😀

Sé que hace poco comenté que estaba intentando ponerme al día con las críticas de mis últimas lecturas, pero… Como sabéis, soy muy dada a dejarme invadir por la “inspiración”, así que he decidido aparcar un poco esa sección para dejar un espacio en el blog a las noticias. Eso sí, relacionadas con la literatura o la cultura en general, cómo no.

He querido hacerme eco de esta noticia porque me ha parecido una idea fantástica. Veréis, la compañía aérea easyJet ha puesto en marcha una curiosa campaña para promover la lectura entre los niños que vuelen en uno de los aviones de sus flotas: Flybary.

🤔 ¿En qué consiste?

Esta idea, que cuenta con el apoyo de la organización británica National Literacy Trust, busca entretener con libros a los lectores más jóvenes durante el vuelo (¿verdad que con un libro resulta más ameno el viaje?). Así, la compañía pone alrededor de 17.500 ejemplares a disposición de los niños. Entre las obras repartidas en 300 aviones se encuentran grandes clásicos de la literatura infantil como El mago de Oz, Peter Pan, Alicia en el País de las Maravillas, El libro de la selva… ¡y estarán traducidos a siete idiomas europeos, español incluido!

💡 Una idea brillante

Esta iniciativa no es una novedad: el año pasado ya se repartieron un total de 7.000 libros infantiles en inglés (en 147 aviones de su flota). ¡Como veis, este verano se aumenta la cantidad de ejemplares y de idiomas! ¡Yeah! Además, según se indica, también hay disponible una plataforma online para poder descargar algunos libros de forma gratuita e incluso es posible participar en un concurso de escritura.

📚 La importancia de la lectura

Si os llaman la atención los datos, atentos, porque la aerolínea realizó un estudio donde se señala que:

📈 De cada 10 padres, 4 de ellos reconocen que sus hijos tienen menos de 10 libros de media en su hogar. 
📈 De los niños encuestados, el 66% da preferencia a ver la televisión que a la lectura. Además, de media, solamente dedican media hora a la semana a leer.   
📈 De los padres encuestados, el 75% ha señalado su preocupación por el hecho de que estos escasos hábitos lectores influyan en el aprendizaje y vocabulario de sus pequeños. 
Recordad que, si queréis seguir curioseando, tenéis más información por aquí… 

📍 Observatorio de la Lecturay el Libro 
📍 easyJet: Flybrary 
📍 Europa Press 

Son muchas las iniciativas que emplean vehículos para promover la lectura (merece la pena dedicarles una entrada aparte) y, sinceramente, creo que realizan una labor enriquecedora. ¿Qué os parece este proyecto?

jueves, 19 de julio de 2018

¿Olor a libro? 👃 #UnaImagenValeMásQueMilPalabras


¡Hola, peculiares😜

Como suele decirse, una imagen vale más que mil palabras, ¿verdad? Aunque, en el caso de la literatura, ¡las palabras son lo más importante! Pero eso no impide echarse unas risas con alguna viñeta. He querido crear una sección visual más light en uno de mis momentos de inspiración (¿inspiración? Bueno, dejémoslo en ‘uno de esos momentos en los que no estoy tan en las nubes como de costumbre’). ¿Y si cada cierto tiempo comparto por aquí alguna foto relacionada con los libros? Creo que hay quienes se identificarán con ella…

📌 Visto en: Pinterest

Este dibujo me hizo mucha gracia. Que sí, que el lector digital es un invento hiper útil: se ahorra papel, se pueden adquirir libros a un precio más reducido, son muy cómodos para transportar de un lado a otro, puede almacenar un montón de historias peeeeeeeeero… ¡¡no huelen a nada!! Puede parecer una tontería, pero yo estoy enamorada del aroma que desprenden los libros en formato físico.

¿No habéis hundido nunca vuestra nariz entre las páginas de una novela? Seguro que sí. Por cierto… ¿sois más de libros en formato físico o usáis el soporte digital? A mí aún me cuesta utilizar las nuevas tecnologías. Sigo siendo muy clásica en cuestiones literarias.

martes, 17 de julio de 2018

💬 ReCitando: De exclusividad lectora 📆

¡Hola, peculiares🤓

¿Qué tal se está portando el mes de julio con vosotros? Ya estamos a mediados de mes y, echando la vista atrás en el calendario, me he dado cuenta de que tengo secciones en el blog que llevan sin ser protagonistas de una entrada desde hace mucho tiempo… Así que aquí os traigo un post de una cita relacionada con la lectura. Espero que os resulte acertada.

Re-citando es una sección que consiste en destacar citas que guarden alguna relación con los libros y la literatura. En este apartado, además de disfrutar de alguna ingeniosa frase, podremos conocer un poquito más a la persona que la dijo.

¿Cuántas veces habéis deseado que el día tenga más horas para tener tiempo para la lectura? Por mucho que nos guste leer, hay días en los que por falta de tiempo, por el cansancio de una jornada intensa… o por algún otro factor, no hemos podido abrir un libro. Por eso, seguro que os identificáis con esta frase.

📌 «Seamos razonables y añadamos un octavo día a la semana dedicado exclusivamente a leer.»

¡Me parece una idea brillante! En más de una ocasión me he frustrado pensando en todas las obras que hay para leer y en la imposibilidad de leerlos todos. Evidentemente, no se puede leer todo ni con un día específico por semana pensado solo para leer. ¡Pero no me digáis que no avanzaríamos un montón con nuestra lista de libros pendientes!

¿Curioseamos? 🔎

Lena Dunham (1986)
👉 Guionista, directora y actriz (de EE.UU.).
👉 Se licenció en Escritura Creativa en el Oberlin College en 2008.
👉 Ha ganado varios premios; entre ellos, el de Mejor actriz de serie de televisón (por Girls).
👉 El 2012 firmó un contrato con Random House para publicar su primer libro, el ensayo: Not That Kind of Girl: A Young Woman Tells You What She's Learned.
👉 En su filmografía: Tiny Furniture, Creative Nonfiction, Family Tree, Nobody Walks, Girls

Aún no habían aparecido mujeres en esta sección, ¡y eso no puede ser! Desde luego, tienen tanto o más que opinar sobre literatura y libros, así que serán grandes protagonistas de este tipo de entradas.

martes, 10 de julio de 2018

😱 El problema de los spoilers... #YoVeoYoComento

¡Hola, peculiares😜

¿Qué tal lleváis el mes de julio? A mí esta semana me apetecía compartir mi punto de vista sobre un debate que me resulta curioso…

¿Recordáis que hace un tiempo inauguré una sección de opinión para este rinconcito? Pues bien, hace poco vi en Instagram una publicación de la cuenta @reglasdellector que trataba el problema de los spoilers (la viñeta en cuestión estaba inspirada en una idea del bookstagrammer @frantargaryen). Lo cierto es que es un tema que da que pensar. ¿Qué supone realmente un spoiler a la hora de leer?

👀 Yo veo…

Según el buscador urgente de dudas Fundéu:

No hay una palabra equivalente directa en español para spoiler. En contextos coloquiales puede hablarse de destripar, que el Diccionario de la Academia define así: 
4. tr. coloq. Interrumpir el relato que está haciendo alguien de algún suceso, chascarrillo, enigma, etc., anticipando el desenlace o la solución. 
También se emplean otros giros como desvelar el final.

Venga, sed sinceros:

📌 ¿Os alteráis mucho con los spoilers?

📌 ¿Sois de las personas que destripan detalles de la historia?

📌 ¿Qué consideráis que es spoiler?

💬 Yo comento…

Teniendo en cuenta esta descripción, sí que considero que somos bastante susceptibles cuando se trata de hablar de spoilers (aunque reconozco que yo soy la primera que se queja más de la cuenta). En cualquier caso, he tratado de ser objetiva para confeccionar una breve selección de elementos que, en mi opinión, no implican ‘destripar’ la historia al contarlos… y otros que sí. Así os hacéis una idea general de mi punto de vista. 

No es un spoiler

👍 Mencionar la orientación sexual de un personaje: ¡que estamos en el siglo XXI! ¿De verdad sigue suponiendo motivo de sorpresa este asunto? A estas alturas este asunto debería ser tratado con total naturalidad.

👍 Expresar agrado o decepción por la historia: es posible que, dependiendo de si los lectores hablan bien o mal del argumento, estemos más o menos predispuestos a leer el libro. Pero que la novela guste o no al público, aunque te condicione a la hora de leerlo… no destripa nada. Es un aspecto totalmente subjetivo.

👍 Hablar de la ambientación o la situación espacio-temporal: es evidente que saber el momento o lugar donde se desarrollan los hechos te ofrece gran parte de información sobre la historia. ¿Y? A fin de cuentas, simplemente se trata de un aspecto que completa y enriquece la obra, no un spoiler en sí. Es más, muchas veces estos detalles aparecen en la sinopsis.

 👍 Contar aspectos de clásicos o de obras célebres: una cosa es destripar algo de una novela de la actualidad. Pero cuando se trata de historias clásicas de la literatura o de novelas de hace más de dos décadas que han tenido adaptaciones cinematográficas (como es el caso de Harry Potter)… no tendrían que considerarse spoilers. ¡Algunas de estas historias hasta se estudian en clase!

Sí es un spoiler

👎 Mencionar características concretas de un personaje: en el caso de que esos detalles tengan una determinada relevancia en la historia… está claro que es destripar (obviamente, no me refiero a cuestiones en plan 'es rubia' o 'tiene pecas')

👎 Expresar la reacción ante una escena concreta: me refiero a hacer comentarios del estilo ‘se me partió el corazón cuando tal personaje muere’, ‘me encantó cuando X e Y por fin se besan’… ¡a ver, que eso SÍ es parte esencial de la historia!

👎 Hablar de un determinado momento de la historia: situarnos temporal y geográficamente no está mal. Lo malo es cuando se habla de momentos clave del argumento (batallas, eventos especiales…). Ahí sí que es contar de más.

👎 Contar aspectos de las historias de moda: por mucho hype que haya con determinadas sagas y por muchas ganas que se tenga de fangirlear… ¡hay que andarse con cuidado a la hora de hablar de ellos! Aunque sean muy conocidas, hay quienes no las han leído aún

Como veis, este tema da para rato, así que.... Continuará. 

jueves, 5 de julio de 2018

📝 Mis post-it literarios... de sentirse mal 🌹


¡Hola, peculiares😍

¿Sabéis? Llevo bastantes semanas obsesionada con una saga: ACOTAR. Quién lo diría hace unos meses… Me hice mucho de rogar hasta que por fin me animé con estos libros y ahora no puedo quitarme Prythian y sus habitantes de la cabeza. Dicen que más vale tarde que nunca. ¿Verdad? Así que, como no podía ser de otra forma, esta historia se ha ganado un hueco en mi cabeza y también en mi blog. Es el turno de compartir por aquí uno de los fragmentos que tengo subrayados en mi ejemplar.

📌 Mis post-it literarios es una sección creada para compartir algunas citas de los libros que he leído, bien sea porque me parezca una bonita reflexión, me resulte divertida, la considere romántica… En definitiva, una pequeña anotación de una frase literaria.

Hace poco publiqué una entrada con mi crítica sobre Una corte de rosas y espinas. Quienes la habéis leído sabréis que me pareció una novela muy potente en muchos aspectos; y para los que todavía no han tenido ocasión de visitar ese post, os adelanto un poco mi opinión: me encantó este libro. ¿Qué decir que no haya dicho ya? Para mí Sarah J. Maas ha sido todo un descubrimiento: tiene un estilo muy cuidado y una brillante forma de plasmar sus ideas sobre el papel. Ya comenté que quería seguir devorando más obras suyas.

He de decir que me he tenido que contener a la hora de escoger una cita: muy a mi pesar, he evitado pasajes demasiado reveladores de la historia… En cualquier caso, el fragmento que he seleccionado contiene, en mi opinión, una reflexión de lo más acertada. Independientemente del contexto y de los personajes que protagonicen la escena, creo que el mensaje que se lanza en este diálogo es aplicable a nuestra propia vida. Echadle un ojo a la frase a ver si os hace pensar…

Cuando él retrocedió, mi sangre le brillaba en la boca. Miré mis manos, que él seguía sosteniendo entre las suyas: las heridas habían desaparecido. Le miré a la cara de nuevo, la máscara de bronce, el color dorado de la piel, el rojo de los labios cubierto de sangre mientras él murmuraba: 
-Nunca te sientas mal por hacer algo que te da alegría -. Se acercó un paso, soltó una de mis manos y me colocó la rosa que yo había cortado detrás de la oreja. No supe nunca cómo había llegado esa rosa a sus manos o cuándo habían desaparecido las espinas.

A ver, voy a extrapolarlo a la vida real: ¿no os habéis sentido ‘culpables’ alguna vez por hacer algo con lo que disfrutabais? En más de una ocasión me he frustrado al darme cuenta de que había "perdido el tiempo" viendo vídeos en YouTube, visitando los catálogos de tiendas de ropa sin comprar nada o curioseando por Instagram. Ok, puedo seguir sintiéndome mal… o puedo restarle importancia. ¿Y qué si he invertido una tarde haciendo algo de eso?  Ya no hay forma de cambiarlo y, al fin y al cabo, si lo he hecho es porque estaba disfrutando con eso.

Este consejo también es válido para aspectos más serios de nuestra vida: ¿hay algo que os guste pero no hagáis por vergüenza, temor o por el ‘qué dirán’? Animaos a practicar vuestras aficiones sin sentir remordimientos o miedo y aplicaos la lección. Y, parafraseando la cita de este post: ¡peculiares, nunca no os sintáis mal por hacer algo que os da alegría! 💜


lunes, 2 de julio de 2018

#Top5: Cosas que me encantan de 'fangirlear'... 😱


¡Hola, peculiares😎

¿Qué tal empezáis julio? ¿Tenéis pensado leer mucho durante estas semanitas? Yo espero sacar hueco para mis lecturas (y avanzar con mi lista de pendientes). Aunque para mí va a ser un mes distinto porque cambio mi lugar de residencia… y comienzo nuevos proyectos. Se avecina una nueva etapa en mi vida (#FingerCrossed). Y en mitad del mar de incertidumbre de mi mente, he pensado: ¡mes nuevo, ranking nuevo! Así que voy a dedicarle una entrada al fangirleo

📌 Que sirve para desahogarse

Cuando leo un libro que me ha dejado huella siento la necesidad de compartirlo con los demás: me apetece hablar de él, ofrecer mi punto de vista, recomendarlo, intercambiar impresiones con otros lectores de esa novela… ¿No es lo mismo que hago en mis críticas literarias? Bueno, en parte sí; pero el momento fangirl está a otro nivel: sumadle suspiros, gritos o saltitos. Resumiendo: la terapia ideal para desahogarme.

📌 Que se puede hacer en grupo

Un buen motivo por el que fangirlear mola es que no siempre se hace en soledad: ¡también puede haber compañía! (Es más, la gracia es hacerlo con más gente.) ¿Puede haber algo mejor que comentar con otras personas el shock causado por ‘x escena’ o por ‘x diálogo’? En mi vida hacen falta personas con las que poder babear por determinados personajes o que me ayuden a superar el drama de algunos capítulos. No hay nada mejor que sentirme comprendida en mi ‘locura literaria’.

📌 Que disminuye la tensión acumulada

Vamos a ver: que sí, que sé que hay momentos en los que, según qué escenas, mi reacción puede ser desmesurada. ¿Y? ¡No puedo evitarlo! Reconozco que en ocasiones me involucro tanto con la historia que el momento de fangirleo para gritar, emocionarme o resoplar me resulta indispensable si quiero olvidar esa tensión de mi mente. Que no soy de piedra, necesito expresarme (ay, los feelings…).

📌 Que los spoilers (tal vez) estén permitidos

En el caso de que el fangirleo sea entre personas que ya han leído el libro, no hay problema con el tema de destripar ningún aspecto del libro (barra libre de spoilers, vaya). Tengo que señalar que yo soy la primera que se altera cuando le revelan determinados detalles de la historia; por eso, por muy emocionada que esté con una una obra, nunca desvelo nada esencial al resto.  Pero cuando sé que mi interlocutor se ha leído el libro y tiene tantas ganas de comentarlo como yo… ¡libertad total! A veces sienta de maravilla hablar de una novela sin tener que medir tus palabras.

📌 Que todo el mundo lo hace

En ocasiones me pregunto qué pensará la gente al conocer mi obsesión por una saga, una historia o un personaje. "¿Creerán que estoy loca?", me digo a mí misma. Pero igual de la misma forma en la que me surge la duda… se me pasa. En el fondo, todo el mundo (en mayor o menor medida) fangirlea. Es un concepto muy subjetivo, ¿no? Cualquier persona se emociona con algo (no tienen porqué ser con libros, puede ser otra cosa). Así que no me siento tan rara en ese sentido.

Toca despedirse; hoy no he sido una hater, todo lo contrario. Estoy convencida de que quienes me leen suelen fangirlear también. ¿Cuál es vuestra obsesión? Como veis, a mí me vuelve loca hablar de los libros que me marcan y de los personajes que me enamoran (tengo más de un crush literario).